Hola queridos lectores… les envió un saludo fraterno, respetuoso y muy solidario adonde quiera que se encuentren, en esta ocasión, a pesar de la época del año en que las tardes lluviosas, los aguaceros intempestivos y los interminables encharcamientos rumbo a casa, se transforman en cosa ordinaria de todos los días, los invito compartir el tema: “Los vientos políticos soplan de nuevo”, a que me refiero?, indudablemente a la inexorable realidad política que vivimos de manera cotidiana, en medio de partidos políticos, análisis del debate político, candidatos y candidatas a las precandidaturas y todo este universo de información, que al amparo del sueño republicano democrático, que cada 6 años, se hace presente entre nosotros, hoy, comienzan a sentirse en nuestra sociedad.

Pero los invito, a que vayamos más a la esencia política, desde una perspectiva eminentemente jurídica y que en la ley adjetiva de esta materia, que lo es, el Código de Procedimientos e Instituciones Electorales, mejor conocido como el COFIPE, nos demuestra, que estamos a escasos 3 meses del inicio legal del Proceso de Elección para Presidente de la República 2018, esta realidad, provoca en todo partido político, que existan personas, personajes interesados en participar, luchas ideológicas u políticas de sectores o grupos, al interior de cada instituto político intentando hacer valer sus postulados, intereses políticos-financieros y sociales-democráticos de carácter irreconciliables por el momento y todos, con el objetivo de lograr el tan ansiado espacio político de la nominación al cargo de primer mandatario de la Nación.

Por otra parte, desde una perspectiva institucional, no podemos dejar de mencionar que el órgano autónomo del estado, denominado Instituto Nacional Electoral (INE), se encuentra sumido en una gran crisis política de legitimidad de acción, tanto hacia el interior de sus propias estructuras, como hacia el exterior, frente a la opinión pública, hoy en día, la mayoría de los conciudadanos creemos que la organización, dirección, implementación y evaluación del Proceso Electoral para Presidencia de la Republica del 2018, es una actividad demasiado compleja, diversa y profunda para que la realice este órgano autónomo, sin embargo constitucionalmente, es él, quien tiene facultades, prerrogativas y financiamiento para declararse autoridad competente constitucionalmente, y de pasadita les recuerdo, que algunos de nuestros derechos humanos fundamentales de carácter político, lo son: el participar en los asuntos políticos del país y tener la opción de votar y ser votado para cualquier cargo de representación social; Por esto, los invito para que desde este momento, comencemos a informarnos que propone cada instituto político, quienes son las personas interesadas en participar para el cargo de representación social de Presidente de la República y lo más importante, preguntarnos de manera honesta, objetiva y veraz a qué tipo de país y de sociedad aspiramos para los próximos seis años, los aspectos anteriores se escuchan sencillos, pero están directamente conectados con nuestro plan de vida, sueños, luisones y anhelos como personas, ciudadanos y miembros de esta noble sociedad…. no lo olviden y comiencen su propia elección del 2018….no importa, aunque sea, con la almohada de mientras….

Como siempre mil gracias, por tu atención y recuerda…los vientos del cambio político han comenzado a soplar nuevamente……